Estrategia básica de la ruleta – La Guía de Betsson

Tabla de Contenido

  1. ¿Cómo jugar a la ruleta? – La Guía de Betsson
  2. Las reglas de la ruleta – La Guía de Betsson
  3. Tipos de apuestas de la ruleta – La Guía de Betsson
  4. Los tipos de ruleta – La Guía de Betsson
  5. Variantes de la ruleta: online, en directo y online en directo – La Guía de Betsson
  6. Estrategia básica de la ruleta – La Guía de Betsson
  7. ¿Cómo ganar en la ruleta? – La Guía de Betsson
  8. Técnicas para jugar a la ruleta -La Guía de Betsson
  9. Glosario, preguntas y respuestas: Todo sobre la Ruleta – La Guía de Betsson

Introducción a la estrategia básica para jugar a la ruleta

Gracias a la guía de la ruleta de Betsson, ahora estás familiarizado con todos los elementos básicos de la ruleta, los tipos que existen y las dinámicas de juego más comunes… ¡Ha llegado el momento de poner en práctica los conceptos que has aprendido!

El sexto capítulo de la guía está dedicado a la estrategia básica, la que te permitirá obtener tus primeras nociones sobre el tema y comenzar en el juego de la ruleta desde un nivel de principiante, o revisar algunos de los conceptos básicos si ya eres un experto.

Es el momento perfecto para conocer el sistema Martingala y sus variantes, y si por casualidad aún te quedan dudas sin resolver, encontrarás las respuestas a las preguntas más comunes al final del capítulo.

La estrategia básica: estrategia progresiva

Para jugar a la ruleta online o en directo no necesitas tener una preparación profesional, pero es bueno conocer las reglas para evitar cometer errores que podrían comprometer tus partidas. Al igual que todos los juegos de casino, la ruleta también tiene sus estrategias: la guía de Betsson comienza explicando todo lo que necesitas saber sobre los conceptos básicos y luego pasará a las estrategias más avanzadas en los próximos capítulos. ¡Empezamos!

La estrategia básica por excelencia es la progresiva, que te permite aumentar tus apuestas y seguir un esquema para familiarizarte con la dinámica del juego, con el marcador en el que se realizan las apuestas y, sobre todo, con uno de los temas fundamentales del juego de la ruleta (pero también de todos los otros juegos de casino): saber controlar tu presupuesto y utilizarlo con inteligencia. Ganar en la ruleta no es tan complicado como parece y aunque la suerte es obviamente un factor impredecible – y siempre bien recibido-, seguir un esquema de apuestas puede ser realmente útil para invertir el resultado de una partida.

Los elementos esenciales para empezar a jugar

Hasta ahora, los conceptos presentados te han permitido aprender sobre los elementos “físicos” reales que componen la ruleta, concretamente los siguientes:

  • La mesa de juego con el tapete de apuestas
  • La rueda numerada
  • La bolita (o la bola doble)
  • Las fichas y el rastrillo
  • La presencia de uno o más croupiers

Ahora es necesario concentrarse en la dinámica del juego. Cada tirada consta de varias manos, cada una de las cuales corresponde a un lanzamiento de la bola del croupier. A medida que la rueda gira, la bolita se desplaza en la dirección opuesta hasta que se detiene en un número y en función de las apuestas realizadas antes del lanzamiento. De acuerdo al resultado final, puedes o no recoger tus ganancias. Ciertamente, uno no debería tener miedo de apostar, pero tampoco debería actuar sin usar el sentido común. Por esta razón, el sistema progresivo básico Martingala es ideal para mantener un esquema de juego durante las primeras partidas que jugarás.

El sistema Martingala para la ruleta

Como hemos dicho, especialmente cuando eres un principiante, confiar en un sistema de juego es la mejor manera de aprender y realizar un seguimiento de tu progreso en la ruleta. Por este motivo, el sistema Martingala es una excelente manera de comenzar a jugar. Es una estrategia de apuestas muy simple, basado en el concepto de duplicar la apuesta cada vez que se pierde. Pero, ¿cómo se convirtió este sistema en la estrategia de juego de ruleta más popular? Todo se debe a John Henry Martingala, su inventor, un magnate de los casinos que a fines del siglo XIX entendió que una buena manera de alentar a los jugadores a invertir más, incluso cuando el banco estaba perdiendo, era precisamente hacerlos apostar dos veces.

Aparentemente puede parecer una contradicción, pero en realidad demuestra ser un método eficaz. Si pierdes una vez y ganas a la siguiente, recuperarás lo perdido.  Por otra parte, el croupier amortigua sus pérdidas recuperando cifras más altas en general, contando con la participación de todos los jugadores. La teoría inicial de Martingala se perfeccionó y dio a luz este sistema, que explicamos con más detalle a continuación.

Cómo jugar con el sistema más famoso

¿En qué consiste el sistema Martingala? Es muy simple: el jugador hace una pequeña apuesta en la cuota dos, en las secciones externas. Si pierde, dobla su apuesta hasta ganar para de esta manera recuperar la apuesta inicial. Todo esto se basa en el hecho de que las apuestas externas son obviamente más bajas, pero también más probables que las apuestas internas que se pagan a 35/1.

No debes olvidarte de que el croupier siempre se beneficia de la conocida “ventaja de la casa”, el principio que hace posible que los casinos se mantengan gracias a la participación de los jugadores, y que para la ruleta europea coincide con el porcentaje del 2,70%. Una buena alternativa, incluso más segura, para probar este sistema es jugar en la ruleta francesa: dado que la regla “en prisión” (que se explicó en el capítulo anterior de esta guía) es válida. De esta forma, la ventaja de la casa cae a 1.36% si la bola cae en el 0, ya que la mitad de la cantidad utilizada en una apuesta con dos resultados se devuelve al jugador.

Ejemplos de sistema Martingala

Dado al uso generalizado del sistema Martingala, éste también ha sufrido algunos pequeños cambios a lo largo de los años y, aunque el método original permanece prácticamente sin cambios, se han creado dos variantes de juego muy interesantes:

  • El sistema Martingala invertido: al igual que el sistema Martingala clásico, se trata de duplicar la apuesta, en este caso, sin embargo, después de una victoria. Cuando se sufre una pérdida, en cambio, las apuestas deben reducirse a su valor base inicial.
  • El sistema Gran Martingala: ideal para aquellos con un presupuesto importante a su disposición, consiste en duplicar la apuesta y además agregar una o más fichas a la apuesta inicial.  Si sientes que tienes suerte, es una buena forma de probarla. Asimismo, la experiencia puede ayudarte a mejorar tus habilidades en el juego.

Estrategias de apuestas progresivas y no progresivas

Para jugar a la ruleta en directo o a la ruleta online, existen diferentes estrategias de apuestas: la más común es el sistema Martingala, el sistema progresivo. Por sistema progresivo, como se ilustra arriba, nos referimos a un sistema que mantiene su propia lógica de aumento.

Por esta razón, la implementación de estrategias no progresivas, como elegir apostar sin lógica en números o grupos de números, en números pares o impares o en rojo o negro, así como garantizar una experiencia de juego desordenada, es muy poco probable que haga obtener al jugador resultados positivos. Si ya estás entrenado o si deseas cambiar tu sistema de juego en vez de usar la Martingala, continúa leyendo. En el próximo capítulo se explican todos los sistemas de juego más importantes además de este.

Preguntas y respuestas sobre la estrategia básica

El sistema Martingala ha sido la estrategia principal durante siglos, considerando que fue inventado a finales del siglo XIX. Si aún tienes dudas al respecto, encontrarás a continuación las respuestas a las preguntas más relevantes sobre el tema.

P: ¿Es fiable el sistema Martingala?

R: Como todos los juegos de azar, la ruleta también se basa en el azar, pero las estadísticas nos muestran que es más probable que ciertos patrones puedan ser más exitosos. Obviamente, es imposible apostar por todos los números, así que siempre es necesario elegir el sistema Martingala es un buen método para controlar tus apuestas.

P: ¿Hay otros sistemas de juego además de Martingala?

R. El sistema Martingala es el primero y más extendido, pero sigue siendo una estrategia básica. A lo largo de los años, los métodos de juego se han enriquecido con numerosas variaciones y experimentos, que nos pueden dar consejos útiles para aprovechar al máximo cada juego. No solo existen otros sistemas de juego como Fibonacci o D’Alembert, sino que para los jugadores más expertos también hay más elementos que permiten comprender mejor el juego actual y obtener resultados más interesantes, como el juego predictivo y estudio de la mano del croupier.