Los diferentes tipos de poker

Índice

Tipos de poker – Diferentes variantes con reglas similares

Hay reglamentos que son intrínsecos al juego de poker. No pueden hacerse apuestas con recursos externos o más allá de las fichas que tienes en el tablero, y las manos ganadoras siempre son las mismas y en la misma jerarquía.

Sin embargo, por factores geográficos, culturales, y maniobras de dueños de casinos para estimular a los jugadores con opciones más versátiles y atractivas, todo juego de azar va heredando versiones de la principal. Aquí te dejamos las principales, comenzando por la clásica.

5 Card Draw o Poker Tapado de 5 cartas

Cuando vemos una película del viejo oeste, o ambientada en los años 70, 80 y hasta los 90, lo más seguro es que veamos que las reglas son diferentes al popular Texas Hold’em que vemos en los torneos y competencias de la televisión e internet. 

Lo más seguro es que estemos presenciando el 5 Card Draw, la variante de poker clásica y la que sigue siendo referencia cuando de este juego se trata.

La principal diferencia de esta modalidad es que puedes rechazar cartas, lo que le da su nombre en inglés (draw). Veamos a continuación cómo se desarrolla una mano de este clásico.

Para determinar quién tendrá la ficha de dealer, se realiza un sorteo con la carta más alta. Si hay empate, los jugadores que tengan la carta alta van a una segunda, y así hasta que uno sea escogido. Se reparten cinco cartas a todos los jugadores, luego de que estos hayan colocado la apuesta mínima, conocida como “Ante“.

El jugador en la posición de la izquierda al botón es el primero en decidir si sube la apuesta o pasa con sus cinco cartas, e igualmente todos los demás en el sentido de las agujas del reloj. Al finalizar esta ronda de apuestas, en la que todos han igualado las subidas o pasado por igual, se pasa a la siguiente fase.

Ahora el jugador a la izquierda del botón del dealer escoge cuantas cartas va a cambiar de las que ha recibido. Puede decidir no cambiar ninguna o cambiarlas todas, aunque esta última opción sería una manera de decirles a todos los contrincantes que su mano era débil, dejando todo al azar.

En este momento debes determinar qué mano perseguirás. Si tienes cuatro cartas de un color, sería interesante pedir sólo una carta para apuntar hasta allí. Si tienes un par, lo inteligente sería pedir tres cartas nuevas y tratar de lograr dos pares, un trío, full house, o hasta un poker. ¡Tres o cuatro cartas consecutivas son un excelente proyecto de escala!

Inmediatamente después de devolver las cartas que no te convienen al croupier, éste te entregará la misma cantidad desde el mazo. No se realizan apuestas en este turno, simplemente las recibes y es el turno del siguiente jugador.

Una vez que todos han cambiado cartas, llega la segunda y última ronda de apuestas. El jugador a la izquierda del botón decide si pasa o apuesta, y los siguientes pueden pasar también, cumplir con su apuesta, o subir. Una vez que se completan los montos subidos, o si todos pasan, descubren sus cartas y gana quien tenga la mejor mano.

Poker Caribeño

Cuando jugamos Poker caribeño, debemos olvidarnos de atacar a nuestros oponentes en la mesa. El enemigo a vencer es el casino, o alguien que esté dispuesto a funcionar como tal. Es una variante en la que no se puede blufear, porque el casino está obligado a jugar de acuerdo a ciertos parámetros.

El repartidor entrega cinco cartas a todos los jugadores que han colocado su apuesta y a sí mismo, dejando una de las suyas abierta a la vista de todos. Los jugadores no pueden compartir los datos de su mano entre ellos, pues podrían ser sancionados y perder su apuesta. Sólo ellos verán sus propias cartas.

Una vez que el primer jugador a la izquierda del dealer ha visto sus cartas, puede decidir entre perder la apuesta inicial o apostar el doble de lo que arriesgó inicialmente. Esto quiere decir que si su apuesta inicial fue de 1 $, deberá colocar 2 $ adicionales en la mesa, para un total de 3 $ arriesgados.

Una vez completadas las apuestas, el casino devela las cuatro cartas restantes de su mano. Si al hacerlo, no puede lograr al menos tener A K como la mejor combinación (esto es, no lograr ni siquiera un par o tener estas dos cartas), procede a pagar la apuesta inicial igualando su valor, mientras que la segunda apuesta se paga de acuerdo a la siguiente relación:

Si el casino está “activo”, teniendo A K o una mano mejor, entra a comparar su mano con la de los demás para definir individualmente contra quienes gana y contra quienes pierde. En este caso, compara sus manos y define quienes han ganado. Los perdedores se despiden de su apuesta inicial y secundaria, y los ganadores obtienen el mismo valor de su apuesta inicial, más el pago de acuerdo a la relación de pagos anterior.

Poker de cartas comunitarias

Las variantes de poker que incluyen cartas comunitarias suponen que en un momento del juego se reparten boca arriba y en el centro unas cartas que servirán para que todos los jugadores las incluyan en su mano de cinco.

A cada uno se le entregan cartas únicas que deberán utilizar en conjunto para lograr la mejor combinación. En casi todos los juegos de esta variante, las mismas son repartidas en tres turnos, siendo el primero de tres cartas, y el segundo y tercero compuesto por una carta cada uno. Las versiones más populares del juego son el Texas Hold’em y el Omaha, aunque existen versiones locales como el Poker Piña, muy conocido en Colombia, y el Poker Manila.

Poker Texas Hold’em

Probablemente la variedad de póker más conocida y popular actualmente sea el Texas Hold’em. No hay una variante de cartas comunitarias que haya tenido el poder de convocar a centenas de miles de jugadores en torneos televisados y compartidos por internet y las redes.

Pero… ¿qué lo hace tan vistoso? Quizás porque además de la dinámica del juego, entretenida y desafiante, han surgido muchos héroes en los campeonatos. Si quieres convertirte en uno de ellos, aprende las reglas a continuación.

Antes de realizar cualquier jugada, se definen varios elementos de la mesa. El primero, se trata de los límites de apuestas, definidos como:

Luego se decide el valor de las apuestas ciegas, y si será necesario colocar apuestas mínimas, conocidas como “ante”, obligatoriamente. Por último, se reparten cartas aleatoriamente hasta que salga un As para determinar quién será el dealer en la primera ronda. Ya definidos estos parámetros, ¡se comienza la partida!

El ganador será quien junte la mejor mano de cinco cartas, entre las siete disponibles. No es necesario utilizar las tuyas en combinación con las comunitarias, de hecho, se ven empates cuando las cinco cartas comunes son mejores que las manos de los jugadores que llegan hasta el final. No podrá bajo ninguna circunstancia usarse una sexta carta para desempatar.

Se reparten dos cartas a cada jugador. Los jugadores que están a la izquierda del botón deben colocar apuestas de ciega pequeña y grande, respectivamente, para poder dar inicio a la ronda de apuestas.

El primero en participar será el jugador a la izquierda de la ciega grande. Este decide si apuesta como mínimo ese valor predeterminado, sube la apuesta, o se retira. Igualmente con el resto hasta que se completa el círculo y todos han colocado la misma cantidad en el pozo o se han retirado. Pueden darse tantas vueltas como sean necesarias en una mesa sin límite, que es la variante más utilizada en campeonatos internacionales.

El dealer revela tres cartas sobre el centro de la mesa. Con estas tres cartas en su lugar, es el turno del jugador en la ciega pequeña para manifestarse. Cada uno de los jugadores evalúa la fuerza de su mano dentro de la mesa con esta nueva información, tomando en cuenta su posición y la cantidad de jugadores restantes.

Consejo: contar los “outs”

Al ver el flop, querrás contar la cantidad de cartas que restan en el mazo y que podrían favorecerte. Si estás buscando conseguir un color teniendo dos cartas de la misma pinta y habiendo dos más en el flop, la matemática es sencilla: Quedan 10 cartas que podrían darte color, y dos turnos para que una de ellas salga. Si además tienes un par con alguna de las cartas de la mesa, también debes contar los “outs” de la probabilidad de un trío, y así. ¡No es muy complicado saber cuáles cartas te convienen! Te ayudará a estimar la fuerza que tienes.

Llegó el momento de la cuarta carta. Se repite el proceso y los jugadores afinan sus estrategias para esta penúltima ronda de apuestas. Muchos jugadores intentan leer a sus oponentes y hacer apuestas para evitar perder la mano si alguien quiere ver gratis la última carta que queda en la próxima ronda.

Después de la ronda de apuestas se procede a develar la quinta carta, ¿Estás listo para responder una apuesta fuerte? Después de la ronda del river los jugadores develan sus cartas y se indica quien es el ganador.

Un jugador puede escoger no develar sus cartas, si ha sido él quien ha pagado la apuesta de otro en última instancia. Esto es una ventaja, porque, aunque hayas perdido no darás información a otros acerca de tu estilo de juego innecesariamente. ¡Aprovéchala!

Poker Omaha

El Poker Omaha es una variante del poker de cartas comunitarias en la que los jugadores reciben cuatro cartas, de las que deberán escoger dos para unirlas con tres de las cinco cartas comunitarias. Para formar una escala, por ejemplo, dos de las cartas de la escala deben estar en su poder, ya que sólo se puede invocar tres de las comunitarias.

Suelen observarse resultados espectaculares con manos altas más frecuentes gracias a la mayor variedad de opciones. Una de sus variantes más populares, el Omaha Hi-Lo, incluye repartir el bote con “la peor mano de la mesa”, y constituye una de las opciones de poker que más atrae a los profesionales por el reto que suponen los cálculos.

Video poker

Esta variante del poker es un tanto más asociada al mundo de las tragamonedas por los jugadores recurrentes, y de hecho suele físicamente ubicarse en casinos tradicionales en la misma sala. La mecánica es la misma, un generador de números aleatorios, o RNG por sus siglas en inglés, generará una combinación de cartas para que escojas qué jugarás.

La situación es la misma: deberás apuntar a obtener la mejor mano, la cual generará multiplicadores de acuerdo a su importancia. Los valores y pozos acumulados se encuentran señalados en cada máquina, y eres tú contra la casa. 

¿Qué es un torneo de poker Deep Stack?

Independientemente de la variante de poker, existen modalidades adicionales con la inclusión de un pozo acumulado, o jackpot, para jugadores que logren jugadas increíbles como una escala real o un poker. Además, existen las llamadas competencias “deep stack”.

Generalmente, el total de las fichas sumadas de un jugador debería ser igual o menor a 100 ciegas grandes. Esto quiere decir que si un participante pusiera sólo la ciega grande todo el tiempo, acabaría sus fichas en cien manos.

Los torneos deep stack ofrecen a los concursantes la posibilidad de ingresar con el doble o triple de fichas, extendiendo notablemente la duración del evento y, según los expertos, dejando menos a la suerte y más a la habilidad y paciencia de los más experimentados.